Cross-section of bone tissue
El hueso es un tejido vivo y en crecimiento que va cambiando a lo largo de la vida.

La osteoporosis es una enfermedad de los huesos que ocurre cuando el cuerpo pierde demasiado tejido del hueso, o bien cuando el cuerpo produce poco tejido de hueso, o cuando pasan las dos cosas. El resultado de esta enfermedad es que los huesos se debilitan y pueden romperse por una simple caída o, en casos serios cuando la enfermedad está muy avanzada, los huesos pueden romperse por golpes suaves o por simples estornudos.

La palabra Osteoporosis significa “hueso poroso o agujereado”. Si nosotros viéramos un hueso con un microscopio, el hueso sano se vería como un panal de abejas. En cambio, cuando la osteoporosis ocurre, los agujeros y los espacios en ese panal se verían mucho más grandes que en un hueso sano. Es decir, los huesos con osteoporosis perdieron densidad o masa del hueso. A medida que los huesos se vuelven menos densos, se vuelven más delgados, se debilitan y pueden romperse con más facilidad.

Por eso, si usted tiene 50 años o más y se ha roto un hueso, consulte con su médico para hacerse una prueba de densidad de los huesos para verificar las condiciones en las que están.

Esta serie de videos en Español es posible gracias al apoyo de Amgen, comprometidos en su misión de ayudar a pacientes y cuidadores.

La osteoporosis es común

Se sabe que cerca de 54 millones de americanos tienen osteoporosis y una baja densidad de masa de los huesos. Esta baja densidad es la que hace que el riesgo de tener osteoporosis sea mayor. Se cree que 1 de cada 2 mujeres, y 1 de cada 4 hombres mayores de 50 años podrían romperse un hueso debido a la osteoporosis.

La osteoporosis es una enfermedad seria

El romperse un hueso es una complicación grave de la osteoporosis, especialmente en los pacientes de edad avanzada. Los fracturas de huesos con osteoporosis tienen más probabilidades de ocurrir en la cadera, en la columna vertebral o en la muñeca, pero también pueden romperse otros huesos. La osteoporosis puede causar dolor permanente, que algunos pacientes pierdan altura y cuando la osteoporosis afecta a los huesos de la columna vertebral, puede producir una postura encorvada o una joroba.

La osteoporosis puede limitar la capacidad de movimiento y esto lleva al aislamiento de la persona o a que se deprima. También se ha comprobado que el veinte por ciento de los ancianos que se rompen una cadera, se mueren dentro de un año por cualquiera de las complicaciones relacionadas con el propio hueso roto o relacionado a la cirugía para repararlo. Finalmente, muchos pacientes necesitan atención de enfermería a largo plazo.

La osteoporosis es costosa


La osteoporosis es responsable de dos millones de huesos rotos y $19 billones en costos, cada año. Para el año 2025, los expertos predicen que la osteoporosis será responsable de aproximadamente tres millones de fracturas y $25.3 billones en costos anuales.

La osteoporosis puede aparecer silenciosamente

La osteoporosis a menudo es llamada una enfermedad silenciosa porque uno no puede sentir los huesos debilitándose. Los primeros signos de osteoporosis pueden ser: romperse un hueso o notar que la altura de la persona se está haciendo más corta o que la parte superior de la espalda se curva hacia delante. Si usted está experimentando pérdida de estatura o su columna vertebral se hace curva, consulte a su médico inmediatamente.

Enfermedades, condiciones y procedimientos médicos que pueden causar pérdida de hueso

Hay muchos problemas de salud y algunos procedimientos médicos que aumentan la probabilidad de osteoporosis. Si usted tiene cualquiera de las siguientes enfermedades o trastornos, hable con su médico acerca de lo que puede hacer para mantener sus huesos sanos.

Trastornos autoinmunes

  • Artritis reumatoidea (RA, por sus siglas en inglés)
  • Lupus
  • Esclerosis múltiple
  • Espondilitis anquilosante

Trastornos digestivos y gastrointestinales

  • Enfermedad celíaca
  • Enfermedad inflamatoria del intestino (IBD, por sus siglas en inglés)
  • Cirugía para pérdida de peso

Procedimientos médicos

  • Gastectromía
  • Procedimiento de bypass gastrointestinal

Cáncer

  • Cáncer de mama
  • Cáncer de próstata

Trastornos de sangre/hematológico

  • Leucemia y linfoma
  • Mieloma múltiple
  • Enfermedad de anemia falciforme (Sickle cell disease)

Trastornos del sistema nervioso/neurológico

  • Accidente cerebral (Stroke)
  • Enfermedad de Parkinson
  • Esclerosis múltiple (MS, por sus siglas en inglés)
  • Lesiones en la médula espinal

Trastornos de la sangre y de la médula ósea

  • Talasemia

Enfermedades mentales

  • Depresión
  • Trastornos de la alimentación

Trastornos hormonales/endocrinos

  • Diabetes
  • Hiperparatiroidismo
  • Hipertiroidismo
  • Síndrome de Cushing
  • Tirotoxicosis
  • Períodos irregulares
  • Menopausia prematura
  • Niveles bajos de testosterona y estrógenos en los hombres

Otras enfermedades y condiciones

  • SIDA (AIDS/HIV)
  • Enfermedad pulmonaria obstructiva crónica (COPD, por sus siglas en inglés), incluyendo enfisema
  • Tríada de la atleta femenina (incluye la pérdida de los períodos menstruales, trastorno de la alimentación y ejercicio excesivo)
  • Enfermedad crónica de los riñones
  • Enfermedad del hígado, incluyendo cirrosis biliar
  • Transplantes de órganos
  • Polio y síndrome post-polio
  • Dieta pobre, incluyendo mala nutrición
  • Escoliosis
  • Pérdida de peso


Nota: Esta lista no incluye todas las enfermedades y condiciones que pueden causar la pérdida de hueso. Hable con su médico y pregúntele si alguna de las afecciones que usted tiene puede estar causando pérdida de hueso.

 

Medicamentos que pueden causar pérdida ósea

Algunos medicamentos pueden ser dañinos para los huesos, incluso si usted necesita tomar esos medicamentos para otra condición de enfermedad o trastorno que usted tenga. La pérdida de hueso suele ser mayor si usted toma el medicamento en dosis altas o durante mucho tiempo.

Es importante que usted hable con su médico acerca de los riesgos y los beneficios de los medicamentos que usted toma, y en especial, cómo estos medicamentos pueden afectar a sus huesos. Por favor, no deje de recibir tratamiento y no cambie la dosis de sus medicamentos a menos que su médico le diga que es seguro hacerlo. Si usted necesita tomar un medicamento que causa pérdida de hueso, consulte con su médico para determinar la dosis más baja posible que usted pueda tomar para controlar sus síntomas.

Los siguientes medicamentos pueden causar pérdida de hueso:

  • Antiácidos que contienen aluminio
  • Los medicamentos anticonvulsivos (sólo algunos) como el Dilantin® o el Fenobarbital
  • Los inhibidores de la aromatasa tales como Arimidex®, Aromasin® y Femara®
  • Medicamentos quimioterapéuticos contra el cáncer
  • Ciclosporina A y FK506 (Tacrolimus)
  • La hormona liberadora de gonadotropina (GnRH) tal como Lupron® y Zoladex®
  • Heparina
  • Litio
  • Acetato de medroxiprogesterona para la anticoncepción (Depo-Provera®)
  • Metotrexato
  • Los inhibidores de la bomba de protones (PPI) como Nexium®, Prevacid® y Prilosec®
  • Los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS) como Lexapro®, Prozac® y Zoloft®
  • Los esteroides (glucocorticoides) como la cortisona y la prednisona
  • Tamoxifen® (uso premenopáusico)
  • Tiazolidinedionas como Actos® y Avandia®
  • Las hormonas tiroideas en exceso

Nota: Esta lista no incluye todos los medicamentos que pueden causar pérdida de hueso.

Osteoporosis y Medicamentos Esteroides

Las medicinas esteroides pueden ser tratamientos de mucha ayuda para algunas condiciones, pero también pueden causar pérdida de hueso y osteoporosis. Estos medicamentos se conocen a menudo como esteroides, glucocorticoides o corticosteroides. Estos no deben confundirse con los esteroides anabólicos, que son las hormonas masculinas que algunos atletas utilizan para construir músculo.

Los médicos recetan esteroides para muchos problemas de salud, incluyendo la artritis reumatoide (pero no para la osteoartritis), el asma, la enfermedad de Crohn, el lupus y las alergias. A menudo se recetan para aliviar la inflamación. También se usan junto con otros medicamentos para tratar el cáncer y las enfermedades autoinmunes, y para complementar los trasplantes de órganos. Los medicamentos esteroides comunes son la cortisona, la dexametasona (Decadron®), metilprednisolona (Medrol®) y la prednisona. Las formas intravenosas de estos medicamentos incluyen el succinato sódico de metilprednisolona (Solu-Medrol®).

Tomar medicamentos esteroides como pastillas en una dosis de 5 mg o más durante tres o más meses puede aumentar la probabilidad de pérdida de hueso y puede desarrollar osteoporosis. Hable con su médico acerca de tomar la dosis más baja por el período más corto de tiempo teniendo en cuenta su condición de salud. Si usted necesita tomar esteroides durante más tiempo, entonces, debe tomar medidas para prevenir la pérdida de hueso. Si usted tiene que tomar esteroides, es muy importante que obtenga suficiente calcio y vitamina D. También es importante que haga ejercicio y que no fume. Recuerde preguntarle a su médico si usted necesita hacerse una prueba para averiguar el estado de su densidad ósea (Prueba de densidad ósea).

 

Download Acrobat Reader